Construir la paz en la mente de los hombres y de las mujeres

Poner en práctica el diálogo en el V Foro Mundial sobre Diálogo Intercultural

07 mayo 2019

Ahora es cuando  debemos actuar  para movilizar nuestra sabiduría colectiva sobre el diálogo intercultural en acciones concretas que ayuden a abordar algunos de las problemáticas más difíciles e intratables del mundo, como la discriminación, el aumento de desigualdades y la creciente incidencia de  violencia. Este fue el mensaje del 5º Foro Mundial sobre el Diálogo Intercultural celebrado en Bakú, Azerbaiyán, el 2 y 3 de mayo de 2019.
 
Organizado por el Gobierno de Azerbaiyán, en colaboración con la UNESCO, la Alianza de Civilizaciones de las Naciones Unidas, la Organización Mundial del Turismo de las Naciones Unidas, la ISESCO y el Consejo de Europa, el Foro reunió a más de XXXX participantes, entre los que se encontraban funcionarios gubernamentales, jefes de organizaciones internacionales, dirigentes de ONG, académicos y profesionales destacados.
 
Los debates se estructuraron en torno a tres temas clave: gestión de la diversidad, liderazgo juvenil e intercultural y finalmente, desplazamiento y seguridad humana. Estos temas fueron seleccionados por un comité de expertos convocados por la UNESCO y el Gobierno de Azerbaiyán, debido a su relevancia y oportunidad en el contexto de desafíos globales actuales. Se hizo hincapié en el intercambio de conocimientos sobre los factores impulsores y los beneficios de un diálogo eficaz, con el fin de abrir nuevas vías para una colaboración y un compromiso más concreto con actividades conjuntas en favor del diálogo sobre el terreno.
 
Nada Al-Nashif, Subdirectora General de Ciencias Sociales y Humanas de la UNESCO, resaltó la necesidad de tal innovación, recordando que « si estamos aquí hoy, entonces estamos prestando atención  y escuchando el llamado de Bakú, porque entendemos el imperativo para la acción”. La rápida transformación global que el mundo está experimentando actualmente requiere que demos un paso adelante y respondamos con relevancia, sostenibilidad, agilidad y coraje.
 
Entre las principales recomendaciones para la acción del Foro figuraba la necesidad de promover un lenguaje y un discurso más positivos e inclusivos en torno a la diversidad, así como de alentar un liderazgo más ético para gestionarlo en beneficio de todos. También se subrayó la importancia de reforzar las consideraciones relativas a la igualdad y a la justicia social como requisitos previos fundamentales para que el diálogo intercultural sea eficaz como instrumento para el mantenimiento de la paz. Con respecto a esto, se hizo hincapié en que se debe garantizar que los grupos vulnerables, marginados y no representados – incluyendo las mujeres y los jóvenes- se integren sistemáticamente en los esfuerzos por promover el diálogo.
 
La UNESCO organizó seis eventos en total en el Foro, entre los cuales se realizó una sesión plenaria sobre la gestión de la diversidad, un Foro Académico sobre "El diálogo interreligioso y la gobernanza de la diversidad religiosa", dos sesiones de trabajo sobre juventud, interculturalidad y construcción de Paz, y así mismo se presentó una exposición fotográfica titulada "Las Rutas de la Seda a través de los Ojos de la Juventud". La UNESCO también facilitó un Espacio para la Juventud sobre "Los jóvenes y el diálogo intercultural", en el que los jóvenes participantes estudiaron la forma en que podrían colaborar para dirigir y apoyar las actividades de diálogo en sus comunidades.
 
El seguimiento del Foro estará cargo de un grupo de expertos con el que la UNESCO seguirá colaborando estrechamente.