“Esperamos ayudar a los docentes indonesios a informar mejor a sus alumnos sobre las cuestiones relativas al Holocausto y otros genocidios”

02/08/2018

Entrevista con el Sr. Baskara T. Wardaya sobre la enseñanza del Holocausto y otros genocidios en Indonesia

El Sr. Baskara T. Wardaya es director del Centro de Estudios sobre la Democracia y los Derechos Humanos (PUSDEMA) en la Universidad Sanata Dharma, en Yogyakarta, Indonesia. En diciembre de 2017 participó junto a Juharyanto, de la Universidad Estatal de Malang, en Java del Este, y Kartika Pratiwi, del Foro Kotakhitam, Yogyakarta, Indonesia, en la segunda Conferencia Internacional de Educación sobre el Holocausto (ICEH). Al equipo también se unió Tintin Kartini, del Centro para el desarrollo de la primera infancia y la educación comunitaria de Java occidental, dependiente del Ministerio de Educación. Gracias al apoyo de la UNESCO y del Museo Conmemorativo del Holocausto de los Estados Unidos (USHMM), el equipo ha desarrollado conjuntamente una serie de talleres educativos sobre el Holocausto y otros genocidios dirigidos a los docentes indonesios. El primer taller tuvo lugar el 28 de julio de 2018 en la Universidad Sanata Dharma.

¿Por qué es importante enseñar y aprender las cuestiones relativas al Holocausto y otros genocidios en Indonesia?

En Indonesia, el Holocausto es un tema que raramente se aborda en público, en los medios de comunicación o en el entorno académico. Los indonesios tienen muy poco acceso a los recursos sobre este tema y hay muy pocos académicos en Indonesia expertos en estas cuestiones. En general, los conocimientos de las personas y su interés acerca de la historia de la Segunda Guerra Mundial y el genocidio del pueblo judío son bastante limitados.

Como docentes, no podemos dejar pasar por alto un crimen tan terrible para la memoria colectiva de la humanidad. El Holocausto fue una de las páginas más oscuras de la historia de la humanidad y debemos estudiarlo y extraer muchas lecciones. Estas lecciones son, a su vez, capitales y muy útiles para enseñar y aprender sobre otros casos de genocidios y violaciones de derechos humanos, fundamentalmente los que ocurrieron en Indonesia. En 1965, entre 500 000 y 1 000 000 de civiles indonesios fueron víctimas de crímenes masivos porque se les acusó de apoyar las ideas comunistas. 

Hasta ahora ha existido una fuerte resistencia generalizada hacia cualquier discurso relacionado con estas violaciones de los derechos humanos en el pasado. Los intentos de abordar este pasado encuentran generalmente una fuerte oposición. Es algo que afecta en particular a los supervivientes y a las víctimas, cuyos puntos de vista se ignoran con frecuencia. Además, el sentimiento contra Israel y el antisemitismo están, lamentablemente, muy presentes en Indonesia.    

Por ello, es muy importante que todos los indonesios aprendan sobre el Holocausto. Necesitamos enseñar y aprender no sólo lo ocurrido, sino también cómo ocurrió, de qué manera estuvimos implicados, y su repercusión a largo plazo. Informarnos sobre este acontecimiento devastador puede ser de utilidad para extraer lecciones importantes para hacer frente a nuestro pasado violento y a los problemas de la sociedad indonesia actual.

¿Cómo puede contribuir su proyecto a que la educación sobre el Holocausto y otros genocidios avance en Indonesia?

Mediante nuestro proyecto ayudamos a los indonesios, en particular a los docentes, a familiarizarse más con estas cuestiones relativas al Holocausto y otros casos de violaciones de derechos humanos. Para lograrlo, realizamos dos talleres para docentes en la Universidad Sanata Dharma, en Yogyakarta. El primer taller tuvo lugar el 28 de julio de 2018. En este evento iniciamos a los participantes en la historia del Holocausto y proporcionamos información detallada sobre los antecedentes en su entorno desde diferentes dimensiones sociales, políticas, religiosas e individuales. También ofrecimos materiales pedagógicos adaptados a la enseñanza y el aprendizaje del Holocausto y relativos a los problemas de los derechos humanos en Indonesia, y alentamos a los participantes a integrar estos materiales, así como las ideas novedosas, en sus clases.

El segundo taller que organizaremos en septiembre de 2018 dará a los docentes la oportunidad de intercambiar y reflexionar sobre sus experiencias. Será el momento de debatir sobre las prácticas docentes a la hora de educar sobre el Holocausto y otras cuestiones relativas a los derechos humanos. 

Esperamos que nuestros talleres permitan a los docentes proporcionar una mejor información a sus alumnos acerca de cuestiones cruciales, así como despertar el interés de aprender más sobre estos temas y su importancia actual.

¿Cómo ayudan a los participantes de los talleres a enfocar este tema?

Utilizamos diferentes enfoques para involucrar a los docentes en las sesiones del taller. Uno de estos enfoques se refiere a historias personales: cuando estuvimos en Washington para participar en la Conferencia Internacional de Educación sobre el Holocausto (ICEH), nos presentaron al Sr. Alfred Munzer, quien de niño sobrevivió al Holocausto porque una familia indonesia que vivía en los Países Bajos lo escondió. Durante el taller utilizamos este relato para ilustrar cómo la historia del Holocausto puede vincularse con Indonesia por vías inesperadas. Se proyectó un documental sobre Alfred Munzer que demuestra cómo ha conservado hasta hoy un vínculo emocional muy fuerte con Indonesia. 

Para vincular las enseñanzas de la historia del Holocausto con Indonesia también debatimos sobre las violaciones de los derechos humanos que ocurrieron en nuestro país en los años sesenta. Muchas de las enseñanzas del Holocausto, como los peligros de la propaganda y la estigmatización de ciertos grupos demográficos, pueden aplicarse a nuestro contexto nacional de violencias en el pasado.

A través de debates sobre el conocimiento previo que se tenía de estos dos hechos históricos y la creación de un entendimiento más profundo sobre ellos, esperamos motivar a los docentes para que compartan sus conocimientos con sus alumnos. Por ello, también proporcionamos a los docentes participantes materiales pedagógicos y metodológicos que los ayudarán a elaborar sus propios programas de estudio.

Las reacciones que nos han llegado por parte de los participantes al taller revelan que están muy motivados para poner en práctica los nuevos conocimientos adquiridos. Al finalizar el taller un docente expresó: “Como docente tengo la obligación moral de enseñar a mis alumnos las cuestiones relativas al Holocausto y otros ejemplos de violaciones de los derechos humanos que han ocurrido en el pasado.” Otro participante señaló que “un acontecimiento tan trágico como el Holocausto podría ocurrir en cualquier lugar. Por ello, necesitamos aprender sobre el Holocausto [y de las lecciones extraídas de este]. Es necesario que enseñemos a nuestros alumnos, como parte de las nuevas generaciones, a prepararse para una mejor convivencia.”

¿Qué esperan conseguir con su proyecto?

Pensamos que es muy importante sensibilizar a los estudiantes, tanto de Indonesia como en el resto del mundo, sobre cuestiones relativas al Holocausto, incluso cuando sus países no han sido afectados directamente por estos acontecimientos históricos. Mediante esta enseñanza podemos ayudar a los estudiantes a comprender que el genocidio contra el pueblo judío fue una tragedia que repercutió más allá de sus víctimas y sus autores, y del que tenemos que extraer lecciones para toda la humanidad. Esperamos que nuestro proyecto contribuya a todo esto. Pretendemos ayudar a los docentes y estudiantes del segundo ciclo de enseñanza secundaria “a convertirse en actores proactivos en favor de la paz, la tolerancia, la igualdad y la seguridad en todo el mundo.” Es uno de los objetivos de la Educación para la Ciudadanía Mundial y parte de la Agenda 2030 de Educación.

También esperamos sensibilizar acerca de la violencia que afectó a Indonesia en los años sesenta y la manera en que esto marcó nuestra sociedad. Esperamos que una mejor comprensión del pasado permita sensibilizar a los alumnos para que en el futuro puedan reconocer tendencias similares y evitar que hechos como estos se repitan.

¿En qué ha resultado beneficioso el apoyo de la UNESCO y del USHMM para el éxito de su proyecto?

La UNESCO y el USHMM son dos instituciones internacionalmente conocidas y de gran prestigio. Ambas han sido de una gran ayuda para poner en marcha este proyecto: desde que se inició la idea de crear un taller sobre educación en materia del Holocausto, durante la ICEH de 2017 en Indonesia, hasta el respaldo actual en su implementación.

La ICEH nos ayuda a reconocer que la educación sobre el Holocausto y otros genocidios puede implementarse a nivel global y que son muchos los líderes del sector educativo en todo el mundo comprometidos en estas cuestiones. Esto ha sido una experiencia muy estimulante.

Estamos muy agradecidos por el apoyo financiero recibido por parte de la UNESCO y el USHMM, y la influencia a nivel internacional que ambas instituciones nos proporcionan. Gracias a todo esto podemos mostrar lo que estamos haciendo en nuestro centro de la Universidad Sanata Dharma, en Indonesia, como parte de las iniciativas globales encaminadas a preparar a los jóvenes para trabajar en aras de un futuro mejor a nivel global como miembros de una humanidad común.