Press release

La Directora General de la UNESCO presenta en el Líbano la iniciativa Li Beirut para hacer de la educación, la cultura y el patrimonio los pilares fundamentales de la reconstrucción

27/08/2020

La Directora General de la UNESCO, Audrey Azoulay, ha realizado este jueves un llamamiento internacional de recaudación de fondos, Li Beirut ("Por Beirut" en árabe), durante su visita a la capital de Líbano, con el fin de apoyar la rehabilitación de escuelas, edificios del patrimonio histórico, museos, galerías y la economía creativa, que se vieron gravemente afectados por las fatídicas explosiones que sacudieron Beirut el pasado 4 de agosto.

Durante la presentación de Li Beirut, la Directora General expresó el fuerte compromiso de la UNESCO con el pueblo libanés: "La UNESCO, de la que el Líbano es miembro fundador, está a vuestro lado para movilizar a la comunidad internacional y contribuir a la recuperación de la ciudad a través de y para la cultura, el patrimonio y la educación".

Audrey Azoulay reafirmó también el firme propósito de la UNESCO en la aplicación de las más altas normas internacionales profesionales y de gestión en sus acciones de apoyo a la educación y la cultura en el marco de la asistencia de las Naciones Unidas al Líbano. "Hago un solemne llamamiento para que se proteja -mediante medidas administrativas y reglamentarias adecuadas- el centro histórico de los estragos de la especulación inmobiliaria y de las transacciones basadas en la desesperación y la vulnerabilidad de los habitantes", añadió.

Además de su función de coordinadora de los esfuerzos de las Naciones Unidas para rehabilitar la educación en Beirut, que requerirá una financiación inicial de 23 millones de dólares de los EE.UU., la UNESCO se ha comprometido a rehabilitar 40 de las 159 escuelas afectadas con los fondos ya recaudados. En los próximos meses, dará prioridad a la financiación de la escolarización y la educación a distancia, un asunto urgente para los 85.000 estudiantes afectados. "Aumentaremos el perfil de Beirut rehabilitando escuelas, una de las principales preocupaciones de las familias y una de las claves del futuro del Líbano", dijo la Directora General. Con este fin, la Coalición Mundial para la Educación, creada por la UNESCO durante la crisis de la COVID 19, organizará una sesión especial sobre la situación en el Líbano el 1 de septiembre.

La UNESCO también acompañará los esfuerzos de coordinación internacional para la rehabilitación y reconstrucción de la cultura y el patrimonio de Beirut y recaudará fondos para responder a la crisis que afecta al sector cultural. "Debemos actuar preservando el espíritu de la ciudad, reconstruyendo con respeto la historia y el carácter único de los barrios afectados y apoyando su energía creativa", expresó Audrey Azoulay. Según las primeras estimaciones, se necesitan 500 millones de dólares para apoyar el patrimonio y la economía creativa en el próximo año, ya que los museos, las galerías y las instituciones culturales han sufrido importantes pérdidas en sus ingresos. La UNESCO llevará a cabo intervenciones prioritarias para estabilizar, custodiar y salvaguardar varios edificios históricos situados en los barrios más afectados.

En el marco de estas acciones, la Directora General añadió: "Estamos decididos a movilizar a la comunidad internacional tanto para el patrimonio construido y los museos como para el sector creativo gravemente afectado, apoyando a los artistas y los profesionales de la cultura, y a los que la UNESCO ha invitado a participar en tres debates de ResiliArt durante el mes de septiembre". Para financiar estas operaciones sobre el terreno se organizará una conferencia de donantes de la UNESCO en Beirut antes de finales del próximo mes.

Durante su visita de dos días, Audrey Azoulay se ha reunido con artistas, personalidades del sector cultural y de las industrias creativas, incluidas las ONG y los agentes locales, para comprender sus necesidades inmediatas y futuras.

*****