“Aprendiendo Unidos”: Oportunidad educativa desde la integración

19/11/2019
, Perú
04 - Quality Education

20 de noviembre de 2019

 

Una celebración conmemorativa nos recuerda cada año dos pasos importantes en la historia de la humanidad para el bienestar y desarrollo de la infancia: la Declaración de los Derechos del Niño en 1959, y la Convención sobre los Derechos del Niño en 1989.

 

Esta fecha, más allá de un festejo, se considera un llamamiento mundial a favor de la infancia y de proseguir trabajando por el cumplimiento obligatorio de los compromisos asumidos en la Convención, especialmente por las niñas y niños más vulnerables.

 

¿Por el futuro? Sí, pero también por el presente

 

El capital mundial más grande e importante para el futuro está en la niñez. Sin embargo, la Convención nos recuerda que ellas y ellos son también parte del mundo de hoy, con sus necesidades, talentos, habilidades y siendo ellas y ellos mismos/as.

 

Más allá de las fronteras y las decisiones que afectan las vidas de millones de personas, siempre hay niñas y niños cuya atención es prioritaria. El espíritu de cada 20 de noviembre es justamente recordar que todas y todos los niños del mundo tienen derecho a la salud, a la educación y protección, sin importar el lugar del mundo en el que hayan nacido.

 

El Perú recibe una oleada migratoria externa sin precedentes, que ha sobrecargado al sistema educativo para brindar servicios de calidad.

 

Se calcula que solo el 30 por ciento (estimado 20,050) de niñas y niños venezolanos en Lima asiste a la escuela. Según la Oficina de Educación Regional Metropolitana de Lima, aún se deben proporcionar aproximadamente 31,000 nuevos espacios para estudiantes.

 

Hacia una transición educativa que integre

 

En este contexto, un programa conjunto ha sumado los esfuerzos de UNESCO, UNICEF, RET Americas y Plan International para atender las necesidades educativas – y de integración – de niñas, niños y adolescentes que están fuera del sistema educativo en los distritos de Villa El Salvador, Villa María del Triunfo, Chorrillos y San Juan de Miraflores

 

“Aprendiendo Unidos” es el nombre que la misma comunidad venezolana en Lima quiso que tuviera, y se viene concibiendo como un espacio amigable, gratuito y seguro para niñas, niños y adolescentes entre los 6 hasta los 18 años de edad, que no están asistiendo a ninguna institución educativa.

 

Este programa les permitirá estar mejor preparados para integrarse en el sistema educativo peruano en el año 2020.

 

Entre los meses de diciembre de 2019 y marzo del 2020, está pensado para desarrollarse entre sesiones dinámicas, juegos creativos y proyectos productivos para desarrollar aprendizajes, habilidades socioemocionales y valores.

Pero también – y no menos importante – como un lugar de aprendizaje y amistad para un encuentro de culturas.

El programa se desarrollará en una frecuencia de dos a tres sesiones cada semana (dependiendo del rango de edad), en diferentes turnos para facilitar la asistencia de todas/os los inscritas/os en cualquiera de las sedes disponibles.

Podrán participar niñas, niños y adolescentes entre los 6 y hasta los 18 años que no estén matriculados ni asistiendo a ninguna institución educativa durante el presente año 2019. Sin distinción de procedencia ni nacionalidad.

Peruanos, venezolanos y de todas las sangres serán bienvenidos a ser parte de esta experiencia única. El único requisito: ganas de integrarse y de seguir superándose a través de la educación.

Los padres, madres y/o tutores pueden inscribir a las niñas, niños y adolescentes de forma simple y gratuita a través de la web www.aprendiendounidos.pe y también a través de un equipo de promotores que en breve, iniciará un paciente recorrido por Lima Sur para llevar esta nueva oportunidad.