Ética de la información

Los principios éticos de las sociedades del conocimiento derivan de la Declaración Universal de los Derechos Humanos e incluyen el derecho a la libertad de expresión, el acceso universal a la información –en particular la que está en el dominio público–, el derecho a la educación, el derecho a la privacidad y el derecho a participar en la vida cultural. El debate internacional en torno a la ética de la información (Infoética) aborda los aspectos éticos, legales y sociales del uso de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC).

La UNESCO colabora estrechamente con los Estados Miembros para apoyar y promover las dimensiones éticas de la sociedad de la información, lo que constituye una de las prioridades de la Organización en su esfuerzo global por aplicar las decisiones de la Cumbre Mundial sobre la Sociedad de la Información (CMSI). El acceso libre y sin obstáculos a la información a través de las redes interactivas es un objetivo clave y plantea diversas cuestiones éticas que merecen la atención de la comunidad internacional.

Los cambios provocados por el rápido desarrollo de las TIC no sólo abren multitud de oportunidades a la humanidad, sino que también plantean nuevos desafíos éticos. Garantizar que la sociedad de la información se base en el principio del respeto mutuo y en el cumplimiento de los derechos humanos es uno de los mayores desafíos éticos del siglo XXI. Además de los beneficios que aporta, un mundo conectado digitalmente también conlleva una serie de peligros y amenazas derivados del uso indebido de las TIC.

Muchos países ya están implementando mecanismos para proteger a la población de estos riesgos; por ejemplo, se está avanzando en la protección de los niños en Internet. No obstante, es necesario hacer mucho más para abordar a fondo las implicaciones éticas de la sociedad de la información.

La UNESCO y otras instituciones colaboran mediante el Programa Información Para Todos (PIPT) para afrontar esos desafíos y construir una sociedad de la información justa y multicultural.