La UNESCO lamenta la muerte del percusionista senegalés Doudou Nidaye Rose

news_ndiaye.jpg

© UNESCO

La Directora General de la UNESCO, Irina Bokova, expresó hoy su tristeza por la muerte del célebre percusionista senegalés Doudou Ndiaye Rose, designado ‘tesoro humano vivo’ en 2006.

“La muerte de Doudou Ndiave es una gran pérdida para los amantes de la música, de la cultura y de África en el mundo entero”, dijo la Directora General. “Doudou Ndiave fue un maestro excepcional de la tradición musical de la cual fue heredero. Con su genio creativo, mantuvo viva esta tradición y la transmitió a las generaciones futuras. El legado que compartió y enriqueció pervivirá y siempre recordaremos su nombre con alegría y gratitud”.

Nacido en Senegal en 1930, Doudou Ndiaye transmitió sus conocimientos a los miembros de su familia, de su comunidad y más allá a lo largo de una extensa carrera que le vio convertirse en uno de los músicos más famosos de África.

Senegal nombró a Ndiave como tesoro humano vivo de acuerdo con un programa de la UNESCO creado para sensibilizar y promover el conocimiento y maestría de las tradiciones y prácticas culturales. Esta iniciativa de la UNESCO sobre los tesoros humanos vivos fue el precursor del actual programa de patrimonio cultural inmaterial de la Organización.