Se añaden 13 nuevos sitios a la Red Mundial de Reservas de Biosfera de la UNESCO

Se han añadido 13 nuevos sitios a la Red Mundial de Reservas de Biosfera, que cuenta así con un total de 631 sitios (14 de ellos transfronterizos) en 119 países. El Consejo Internacional de Coordinación del Programa sobre el Hombre y la Biosfera (MAB) acordó añadir esos nuevos sitios en su reunión celebrada del 10 al 13 de junio en la localidad de Jönköping y en la Reserva de Biosfera del Paisaje del Vättern Oriental (Suecia).

Con las nuevas inscripciones, Albania y la ex República Yugoslava de Macedonia ingresan en la Red Mundial.

A raíz de evaluaciones nacionales, dos países decidieron retirar reservas de biosfera en sus territorios porque ya no responden a los criterios por los que fueron inscritas. Se trata de Austria, con las reservas de biosfera de Gossenköllesee y Gurgler Kamm, designadas en 1977, y el Reino Unido, con la reserva de biosfera de la costa Norfolk del Norte, inscrita en 1976.

Creado a principios del decenio de 1970, el Programa sobre el Hombre y la Biosfera (MAB) de la UNESCO es un programa científico intergubernamental que tiene por objeto mejorar en todo el mundo la relación entre los habitantes del planeta y sus respectivos entornos naturales. Las reservas de biosfera se han concebido como sitios de experimentación para armonizar la preservación de la biodiversidad con el uso sostenible de los recursos naturales. Las nuevas reservas son designadas cada año por el Consejo Internacional de Coordinación del Programa MAB, integrado por representantes de 34 Estados Miembros de la UNESCO.

Las reservas recién incorporadas a la Red son las siguientes:

Reserva de biosfera transfronteriza Ohrid-Prespa (Albania/ex República Yugoslava de Macedonia). El paisaje de esta reserva transfronteriza está formado por un conjunto de masas de agua lacustres, rodeado por montañas y bordeado por planicies en sus límites externos. El sitio cuenta con una superficie de 446.244 hectáreas y una población de 455.000 habitantes aproximadamente. En la parte albanesa abarca una porción del lago de Ohrid y en la parte macedonia comprende otra porción de ese mismo lago y de sus alrededores, que habían sido inscritos anteriormente en la Lista del Patrimonio Mundial.

Valdés (Argentina). La reserva de biosfera alberga las ecorregiones de la estepa, las colinas, las llanuras y las mesetas patagónicas así como la Península de Valdés, inscrita en la Lista del patrimonio mundial de la UNESCO en 1999 y San José y Playa Fracaso, designados sitios Ramsar en 2012. La reserva de biosfera alberga una biodiversidad significativa que incluye ecosistemas terrestres y marinos muy frágiles, cuya conservación es crucial para especies vulnerables como la ballena franca austral (Eubalaena australis), que se reproduce en Golfo Nuevo y San José. Los 214.196 habitantes de la reserva (según el censo de 2010) viven de la ganadería, el turismo, la pesca y la industria (aluminio y pórfido), de las actividades portuarias y, desde hace algunos años, también de la producción de energía eólica.

Bosque Seco (Ecuador). Situada al sudoeste de Ecuador, esta reserva de biosfera abarca más de 500.000 hectáreas, de las cuales una gran parte está cubierta por matorrales y por los bosques xerófilos más vastos y mejor conservados de todo el país. La reserva alberga asimismo una de las mayores poblaciones de aves endémicas sudamericanas, y también poblaciones considerables de algunas especies animales emblemáticas, como el cocodrilo narigudo (crocodylus acutus) y el mono aullador negro (alouatta palliata). Las principales actividades económicas en esta reserva, poblada por más de 100.000 personas, son la ganadería y la agricultura (café, maíz y frutas).

Reserva de biosfera transfronteriza de Monte Viso (Francia/Italia). Este sitio bajo influencia climática alpina y mediterránea constaba hasta la fecha de una parte francesa y otra italiana, que fueron designadas reservas de biosfera en 2013. Ahora van a formar una sola reserva transfronteriza, a caballo entre Francia e Italia. La reserva se caracteriza, en particular, por la presencia de varios lagos de altura y de paisajes configurados por el pastoreo, así como por su gran riqueza ecológica y biológica. El territorio de la reserva cuenta con bosques, formaciones rocosas y zonas acuáticas. El turismo es el principal impulsor de la economía de la región, a la que también contribuyen las actividades agrícolas, forestales y artesanales.

Sila (Italia). Situada al sur de Italia, en la región de Calabria, esta reserva de biosfera se extiende por una superficie de 357.294 hectáreas que albergan unas mil variedades de plantas vasculares y más de 210 especies de animales vertebrados. El sitio goza de reputación mundial por ser un importante centro de biodiversidad vegetal. La reserva cuenta con una población de 230.000 habitantes que se dedican esencialmente a actividades agrícolas. El turismo ecológico tiene cada vez más importancia en la economía local, ya que ha ido cobrando auge en los últimos tiempos hasta alcanzar actualmente la cifra de más de medio millón de visitantes anuales.

Alpes de Minami (Japón). Limitada por las aguas de los ríos Fuji y Tenryu que fluyen hacia el sur, esta reserva de 302.474 hectáreas está formada por una región montañosa que engloba los montes Koma, Akaishi e Ina. La flora de los Alpes de Minami se caracteriza por la presencia de especies vegetales que emigraron en el periodo glaciar hacia el sur, a lo largo del territorio del actual archipiélago nipón, cuando éste aún no se había separado de la masa continental eurasiática. Entre las especies catalogadas a 800 metros de altura, figuran 248 variedades de musgos y 98 de líquenes. Como las regiones situadas en los contrafuertes de los Alpes de Minami han permanecido aisladas entre sí durante mucho tiempo, uno de los objetivos de la creación de esta reserva de biosfera consiste precisamente en intensificar la interacción entre ellas, además de propiciar el desarrollo sostenible.

Tadami (Japón). Situado al este de los montes de Echigo y al oeste de la prefectura de Fukushima, el sitio de Tadami se extiende por una superficie de 78.000 hectáreas y abarca elevaciones montañosas de baja, media y gran altura (más de 600 metros), así como una meseta de gravas y las llanuras inundables de las cuencas de los ríos Tadami e Ina. Se han catalogado en esta reserva de biosfera 32 especies de mamíferos, 145 de aves y diez de reptiles. En 2007, el municipio de Tadami inició una campaña bajo el lema “La capital de la Madre Naturaleza” para sensibilizar a los vecinos a la riqueza su entorno natural.

Ak-Zhayik (Kazajstán). Situada en la región de Atyrau, esta reserva de biosfera tiene una superficie de 396.346 hectáreas y abarca principalmente las zonas húmedas del delta del río Ural y algunas zonas litorales del Mar Caspio. Está situada en una de las más importantes rutas migratorias por las que transitan las aves desde Eurasia al África Oriental, y en ella se congregan más de 240 especies, de las cuales 110 son acuáticas. De estas últimas, unas 70 anidan en este sitio, donde se alberga además una colonia formada por 600 parejas reproductoras de pelícanos rizados (pelicanus crispus) que representan el 12% de la población mundial de esta especie rara. La población de la región se cifra en unos 17.000 habitantes y su economía descansa principalmente en la pesca y la producción animal.

Katon-Karagay (Kazajstán). Ubicada al este del país, esta reserva de biosfera cubre una superficie de 1.631.940 hectáreas. Su zona norte abarca una parte de la cordillera de Katunskiy cuyos picos se elevan a alturas comprendidas entre 2.000 y 4.500 metros, mientras que su zona sur comprende la cadena montañosa del Altai meridional cuyas cumbres se escalonan entre 850 y 3.487 metros de altitud. Entre el gran número de yerbas y flores de las praderas del sitio, cabe señalar la presencia de más de mil plantas vasculares (helechos y plantas de semilla), así como la de numerosas variedades de musgos, líquenes y hongos. La población local se dedica a la cría de bovinos y ovinos, así como a la de corzos, caballos y ciervos siberianos. También cultiva cereales para piensos (cebada y avena) destinados a alimentar al ganado durante la estación invernal.

Montes de Crocker (Malasia). Ubicada al norte de la isla de Borneo, en el Estado de Sabah, esta reserva de más de 350.584 hectáreas abarca la parte meridional del Parque de Kinabalu, sitio natural inscrito en la Lista del Patrimonio Mundial. La reserva cuenta con unas 100 especies de mamíferos, 259 de aves, 47 de reptiles, 63 de anfibios y 42 de peces de agua dulce. También alberga tres especies animales en peligro de extinción: el orangután, el oso malayo y la pantera nebulosa de Borneo. La comunidad y las autoridades locales han participado ampliamente en el proyecto de creación de la reserva de biosfera.

Brighton y Lewes Downs (Reino Unido). Se trata de la primera reserva de biosfera creada en la Gran Bretaña, en 1977. Está situada en la costa sudoriental del país y abarca una superficie de 38.921 hectáreas. El sitio cuenta con 371.500 habitantes permanentes y engloba la ciudad de Brighton, así como una parte del Parque Nacional de South Downs. El paisaje terrestre de la región se caracteriza por la presencia de numerosas colinas gredosas. Al este de la zona costera predominan imponentes acantilados cretáceos y al oeste se extiende una llanura urbanizada. El sitio alberga más de 200 especies catalogadas en las listas de conservación internacionales y más de 1.000 especies locales raras. Debido a la diversidad de sus hábitats naturales raros, a su rico patrimonio cultural y a la proximidad de Londres, el turismo está muy desarrollado y el número de visitantes anuales se cifra en unos 12 millones. Las restantes actividades económicas son la agricultura y la pesca comercial marítima.

Monte Chilbo (República Popular Democrática de Corea). Ubicada al nordeste del país, esta importante reserva de diversidad biológica abarca una superficie de 50.340 hectáreas. Alberga 16 plantas endémicas, 30 especies de fauna y flora en peligro de extinción, 132 tipos de yerbas medicinales y una gran variedad de frutas y verduras silvestres. Las principales actividades económicas son la agricultura, la pesca y el turismo. En el sitio de la reserva, que ofrece numerosos atractivos turísticos, se han creado infraestructuras que permiten recibir un gran número de visitantes cada año.

Bioma Pampa – Quebradas del Norte (Uruguay). Esta reserva tiene una superficie de 110.882 hectáreas y comprende un mosaico de ecosistemas variados, entre los que figura un bosque primario de selva subtropical. Los ecosistemas de la pampa comprenden praderas templadas y constituyen una zona de nidificación importante para numerosas especies de aves. Actualmente, pesan graves amenazas sobre la conservación de las praderas y sólo un porcentaje muy reducido de ellas (0,7%) goza de protección. La región posee algunas especies raras de anfibios, como el sapo de Uruguay (hyla uruguaya) o el de Devincenzi (melanophryniscus devincenzii), y también de reptiles como la serpiente cascabel sudamericana (crotalus durissus terrificus). El sitio cuenta con una población reducida dedicada a actividades agrarias. Uno de los objetivos de esta reserva de biosfera consiste en reforzar las tradiciones de los gauchos, pastores de ganado de la pampa.

Ampliaciones de reservas de biosfera ya existentes:

Reserva de Biosfera del Rhön (Alemania). La Reserva de Biosfera del Rhön abarca la parte central del sistema montañoso del mismo nombre, formado por la actividad volcánica en la Era Terciaria. Con la mueva adición de 58.113 hectáreas suplementarias, su superficie total alcanzará ahora 243.323 hectáreas. En 2010, la población de esta reserva se cifraba en 135.000 habitantes, miembros de comunidades rurales en su mayoría. A raíz de la ampliación actual, el número total de pobladores del sitio ascenderá a más de 225.000.

Reserva de Biosfera Lagunas Oca y Herradura del Río Paraguay (Argentina). Con esta ampliación, la superficie de esta reserva pasa de 12.000 a 61.763 hectáreas. El sitio ampliado incluye la ciudad de Formosa, la laguna de Herradura, el Riacho Salado y la Misión Laishi, a lo largo del “Camino del agua”, un corredor de biodiversidad y de carácter cultural que se extiende por el río Paraguay y sus afluentes.

Reserva de Biosfera de La Mancha Húmeda (España). Designado reserva de biosfera en 1980, este sitio abarca una llanura con ondulaciones situada entre 600 y 700 metros de altitud sobre el nivel del mar. Formada por depósitos de la Era Terciaria, esta llanura comprende múltiples zonas húmedas resultantes de las crecidas estacionales de los ríos, así como de los aumentos de nivel del acuífero manchego. Con la ampliación, la superficie de esta reserva pasa de 25.000 à 418.000 hectáreas.

Reserva de Biosfera de Montseny (España). Creada en 1978, esta reserva de biosfera está ubicada en la cadena prelitoral catalana y presenta un mosaico de paisajes mediterráneos y centroeuropeos con una rica diversidad biológica. Con la ampliación, la superficie del sitio pasa de 30.000 a más de 50.000 hectáreas y su población de 1.250 a 51.310 habitantes.

Reserva de Biosfera del Altiplano de Shiga (Japón). Creada en 1980, esta reserva de biosfera se halla en Honshu, la isla central del archipiélago nipón, a unos veinte kilómetros de la ciudad de Nagano. Forma parte del Parque Nacional Joshinetsu Kogen. Con la adición de más de 17.000 hectáreas suplementarias, el sitio de la reserva tendrá ahora una superficie de más de 30.000 hectáreas y una población que sobrepasará los 21.000 habitantes.

***

Contacto: Agnès Bardon, servicio de prensa de la UNESCO, a.bardon(at)unesco.org. Teléfono: + 33 1 45681764

Vídeos de algunas de las nuevas reservas

Galería de fotos