La Directora General participa en la “Cumbre de las conciencias” en favor del clima

cop21-drupal.jpg

© UNESCO

El 21 de julio de 2015, la Directora General de la UNESCO, Irina Bokova, participó en la “Cumbre de las conciencias en favor del clima”, organizada en París por iniciativa de Nicolas Hulot, Enviado Especial del Presidente de la República Francesa para la protección del planeta, en el marco de los preparativos de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP 21) que tendrá lugar en París este mismo año. El Presidente de la República Francesa, François Hollande, inauguró la Cumbre, en la que participan también el Príncipe Alberto II de Mónaco y Su Santidad Bartolomé I, primado de la iglesia ortodoxa de Constantinopla, en el recinto del Consejo Económico, Social y Ambiental en París.

La Cumbre reunió a más de 40 personalidades con autoridad moral y espiritual, entre las que figuraban dirigentes religiosos, jefes de Estado, científicos, premios Nobel de la Paz y artistas, para reflexionar sobre las dimensiones éticas del cambio climático y hacer juntos un “Llamamiento a las conciencias en favor del clima”.

En su discurso de inauguración, el Presidente François Hollande recordó la necesidad de alcanzar un acuerdo sobre el clima en la cumbre COP 21, que se celebrará en París en diciembre. “Necesitamos a todos para lograr este acuerdo: jefes de Estado y de gobierno (...), agentes locales (...), empresas, pero también a los ciudadanos del mundo. Nadie puede pretender hablar en su nombre”. El Sr. Hollande subrayó también el vínculo esencial que existe entre la protección de la biodiversidad y la diversidad cultural y afirmó, en particular, que “proteger el medio ambiente significa proteger el ingenio humano”.

“El problema del cambio climático tiene una dimensión social, moral y ética”, afirmó la Directora General, quien hizo también hincapié en que el cambio climático abre un nuevo capítulo histórico del humanismo. “Ninguna persona, ningún Estado puede afrontar este reto por sí solo: el medio ambiente nos conecta con la humanidad como especie y nos hace sentir miembros de la misma especie humana. Este sentimiento es precisamente la esencia del humanismo que me interesa, un humanismo integral, confrontado a problemas concretos y universales”.

“Para convencer de la urgencia que reviste la acción contra el cambio climático, no basta con hablar de cifras y de las tendencias mundiales que afectan al planeta en su conjunto”, prosiguió la Directora General. “Debemos también escuchar el testimonio de quienes se enfrentan directamente al aumento del nivel del mar en Maldivas, al deshielo en las regiones polares, y escucharlos cuando explican cómo ha alterado el cambio climático las técnicas de caza y de pesca, cómo ha modificado la dirección del viento, para entender la realidad tangible del cambio climático y sus efectos sobre la vida de todos”.

La UNESCO participa activamente en los preparativos de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP 21) y desempeña su función de plataforma para el intercambio y la cooperación científica internacional en la esfera del medio ambiente y de los océanos, en particular. A principios de julio la UNESCO organizó una conferencia científica que congregó a más de 2.000 científicos para hablar sobre este tema, y ha organizado también sesiones sobre la biodiversidad, una conferencia sobre la empresa y el clima con el sector privado y financiero y el Día Mundial de los Océanos.

Para obtener más información sobre la función de la UNESCO en la COP 21, haga clic aquí.