La Declaración de Riga reafirma la importancia de la libertad de expresión y la libertad de prensa para el desarrollo sostenible

Las celebraciones organizadas este año en Riga con motivo del Día Mundial de la Libertad de Prensa concluyeron hoy con la adopción de la Declaración de Riga, un texto no vinculante que expresa el compromiso de más de 500 participantes para promover el periodismo independiente y el desarrollo sostenible.

La Declaración se propone mejorar la calidad del periodismo, abogar por la igualdad de género en las redacciones y promover la seguridad de los periodistas en el contexto de las negociaciones actualmente en curso en las Naciones Unidas para diseñar un nuevo programa internacional de desarrollo que se adoptará en el cuarto trimestre del año.

En la Declaración, los participantes afirman que “la libertad de expresión, la libertad de prensa y el derecho a la información son derechos fundamentales que permiten disfrutar de todos los demás derechos humanos y de los objetivos de desarrollo sostenible”.

El texto hace también referencia al Objetivo de Desarrollo Sostenible número 16, relativa a la promoción de sociedades pacíficas e incluyentes con una justicia accesible para todos. La Declaración de Riga reitera además la contribución esencial de los periodistas a la realización de este objetivo e insiste en la necesidad de poner fin a la impunidad de los crímenes que atentan contra periodistas  y otros trabajadores de los medios.

Esta Declaración es fruto de la conferencia que congregó durante dos días en Riga a profesionales de los medios y encargados de la toma de decisiones con motivo del Día Mundial de la Libertad de Prensa. La conferencia se centró en la calidad del periodismo, la igualdad de género y la seguridad de los medios en la era digital.

El 3 de mayo, la Directora General de la UNESCO hizo entrega del Premio UNESCO/Guillermo Cano de Libertad de Prensa al periodista y activista sirio Mazen Darwish, actualmente encarcelado. En el acto de entrega participaron el presidente de Letonia, Andris Bērziņš, la primera ministra Laimdota Straujuma, el ministro de Relaciones Exteriores, Edgars Rinkēvičs, y la ministra de Cultura, Dace Melbārde.

En 2016, la celebración principal por el Día Mundial de la Libertad de Prensa tendrá lugar en Finlandia.

Este año, más de 80 países han celebrado el Día Mundial de la Libertad de Prensa tanto con organismos de gobierno como la sociedad civil y organizaciones profesionales.